Agroindustria: cuáles son los trámites que se simplifican en la provincia de Buenos Aires

La cartera agropecuaria bonaerense decidió unificar y desburocratizar procesos  que deben realizar los productores para eliminar trabas y reducir costos.

En la provincia de Buenos Aires, el Ministerio de Agroindustria avanza en un ambicioso plan de simplificación de los trámites que deben realizar los productores agropecuarios. El eje de la iniciativa está puesto en unificar, digitalizar y suprimir procesos, a través de acuerdos con otros organismos municipales, provinciales y nacionales. Además, se reordenan las normas vigentes para eliminar trabas y reducir costos.

Desde la cartera agropecuaria, que conduce Leonardo Sarquís, detallaron en que trámites se están trabajando. En primer lugar informaron que se encuentra muy avanzado el proceso de unificación del documento GUIA-DTE (el documento de tránsito para los animales), a través del trabajo conjunto entre el gobierno provincial, el Senasa y los municipios.

También se está implementando un nuevo formulario único para el registro de marcas y señales, que acredita la condición de propietario u ocupante legal de un inmueble rural con carácter de declaración jurada. Así, se simplificaron las exigencias incrementando la formalización de registros en un 20% (se realizaron más de 30 operativos de registro de marcas y señales on-line acercando y facilitando así la tramitación en toda la provincia).

También se unificaron criterios para los registros de los establecimientos avícolas y porcinos por intermedio de un formulario de DDJJ que suprime la presentación de documentación accesoria innecesaria.

En el rubro de las carnes, además, se gestionó un convenio con ARBA para validar a través de la CIT (Clave de Identificación Tributaria) a todos los usuarios que operen e interactúen con la DPC (Dirección Provincial de Carnes) a los efectos de poder acceder a las declaraciones juradas online. De esta forma se evita el envío de documentación para solicitar la inscripción, habilitación, renovación y extensión.

En relación con el procesamiento de animales, se simplificó la carga de información online en la faena y ahora se puede realizar el cierre de guías, la generación de lista de matanza diaria, la declaración de decomisos y el informe de gestión sanitaria, con el objeto de generar como resultado, la tasa de inspección veterinaria de faena mensual y el certificado de transito sanitario entre otras.

Los productores hortícolas ahora cuentan con una “ventanilla única” en la que se unifican los trámites de Renaf y Monotributo Social Agropecuario (pertenecientes al Ministerio de Agroindustria de la Nación); Ley Alas (correspondiente al Ministerio de Trabajo provincial); Renspa (Registro del Senasa que permite la identificación georreferencial del productor y su predio); cuenta bancaria del Banco de la Provincia de Buenos Aires; y regulación de contratos de arrendamientos (con el aporte de consultorio jurídico gratuito de la UNLP).

También se estableció un registro online para los productores apícolas, que pueden georreferenciar las colmenas y al instante recibir la credencial del registro de productores.

La cartera agropecuaria bonaerense informó que se dictó una disposición para que los interesados en realizar el trámite para una subdivisión rural presenten los requisitos en una ventanilla única, en común acuerdo con la Dirección Provincial de Tierras, la OPDS y ADA (se genera un único número de trámite común para todos los organismos). Con estos cambios, el trámite se gestiona en un plazo de 15 días.

Respondiendo a la demanda de municipalidades, centros de ingenieros agrónomos y otras organizaciones intermedias, la Dirección de Fiscalización Vegetal empezó a realizar los cursos de capacitación para la obtención de los carnets habilitantes para la aplicación de agroquímicos. “Esto es un salto cualitativo, dado que con anterioridad no se exigía”, destacaron desde el ministerio.

Sobre este rubro también se decidió descentralizar el trámite de reinscripción de las empresas aplicadoras y expendedoras de agroquímicos -se hace una vez al año-, que se podrá realizar en las diferentes delegaciones que el ministerio tiene en el interior de la provincia.

“Esta descentralización permite agilizar la gestión del trámite y reducir el mismo en unos 30 días entre la presentación del interesado y la obtención de la correspondiente habilitación”, aseguraron desde la cartera.

También se digitalizó la receta agronómica, que originalmente se proveía en formato de papel y cuya logística resultaba poco práctica para cubrir todo el territorio bonaerense. “Hasta el momento se han utilizado más de 23.000 recetas agronómicas digitales, lo que asegura la intervención de un profesional idóneo en la adquisición de activos agroquímicos que serán liberados al ambiente para favorecer la producción agrícola y agropecuaria provincial en un marco sostenible”, concluyeron desde el Ministerio de Agroindustria.

 

FUENTE: CLARIN RURAL- www.clarin.com- 30/01/2018

Idiomas