Trabajadores del Senasa protestan contra vaciamiento

Trabajadores del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) realizaron un paro de actividades en contra del recorte presupuestario del área de control sanitario y de los despidos que podrían realizarse luego de un anuncio del Ministerio de Modernización. En la ciudad, ya son dos los despidos y hay más de 200 a nivel […]

Trabajadores del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) realizaron un paro de actividades en contra del recorte presupuestario del área de control sanitario y de los despidos que podrían realizarse luego de un anuncio del Ministerio de Modernización. En la ciudad, ya son dos los despidos y hay más de 200 a nivel nacional.

En el marco de la protesta, los trabajadores advirtieron que los principales perjudicados serán los ciudadanos, porque consumirán alimentos que tendrán pocos controles. También se alertó del riesgo de perder mercados internacionales por la falta de garantías en los controles fitosanitarios.

La problemática comenzó en 2015, cuando se produjo gradualmente la reducción del personal y de recursos presupuestarios, lo que dificulta la realización de los controles pertinentes. Ante esto, una de las manifestantes aclaró que todo alimento que llega a la mesa de los argentinos y que se exporta está controlado por Senasa. “Ahora se está viendo deteriorado el status sanitario de los alimentos”, denunció, y agregó: “La que se va a ver perjudicada en definitiva es la población en general por un incremento de las enfermedades”.

Por otra parte, los trabajadores de los laboratorios se sumaron al reclamo. A causa de los ajustes, no pueden acceder a los insumos necesarios ni pueden costear el mantenimiento del equipo. “Cada día tenemos menos elementos para trabajar y más problemas para hacer los análisis que determinan si un alimento está o no contaminado”, lamentaron.

La situación no afecta únicamente a nivel nacional. Los certificados firmados por Senasa tienen validez internacional y se utilizan al exportarse un producto. Representantes del servicio afirmaron que “hay convenios con los países de destino que no tienen el respaldo correspondiente” por falta de personal y que, por esa razón, “el certificado comienza a ser sólo un papel”.

Los profesionales también afirmaron que se está planeando cargar contenedores sin verificación alguna, lo que es preocupante. “El Estado quiere terciarizar esos controles que le son inherentes y eso es un peligro porque vamos a dejar de ser confiables, porque enviamos algo que nadie controló y analizó”, denunciaron, y advirtieron: “Como país estamos mintiendo y vamos a perder mercados internacionales”,

Por su parte, Hernán Molina, referente de ATE Mar del Plata, adelantó que está previsto un paro de 96 horas para la próxima semana.

 

FUENTE: AGROMEAT- www.agromeat.com- 27/04/2018

Idiomas